choferes

Posteado el

Si dejamos de lado que por las mañanas el 96 se llena de drogadictos en recuperación que venden galletitas y cantan a los gritos canciones evangélicas, podríamos decir que esta mañana en particular es bastante agradable. Acomodado entre el fierrerío de la máquina expendedora de boletos y la ventanilla reflexiono sobre los tipos sociales que pueblan el transporte público. No es etnófoba la consideración de que según las líneas cambia la clase social y, en parte debido a eso, los orígenes étnicos. No hay que ser Gerardo Sofovich para darse cuenta que quienes viajan en el 12 (Puente Pacífico – Barracas / Barracas – Puente Pacífico) poseen un historial de alimentación y una formación educativa algo mejor que los que viajan en el 193 (Pompeya-km.29 / km.29 – Pompeya).

Acerca de mí

Posteado el

Nací como Gustavo A. Zanella hace más de tres décadas y aún lo sigo siendo. He tenido participación en varios proyectos culturales entre los que se destacan Periódico Andén, andendigital.com.ar, Transmigraciones (Revista de arte-objeto), Hacia Allá y A la Deriva.
Edición 2017: También participé en un capítulo del libro Editar sin Patrón. editorial Club Hem. En Periódico Vas, NaN y Kiné.

Tengo una pobre vida académica que se resume en una lic. En Psicología inconclusa, una Lic. En Filosofía a medio terminar y una tecnicatura en periodismo sin mucho rumbo.

Edición 2015: Me recibí de Técnico superior en Periodismo en la escuela de Crónica. Cubro violaciones y asesinatos como un campéon.
Edición 2016: Ahora soy estudiante de Comunicación Social en la Universidad Nacional de Quilmes.
Edición 2018: Después de 20 años de remarla me recibí de Licenciado en Comunicación Social y mi mamá  está segura que soy un poquito menos pelotudo. No todos opinan lo mismo.

Soy un lector desordenado, un poeta mediocre y un admirador de la belleza femenina a la que no llego nunca a comprender por más que lea y experimente.

A la edad en que la gente se establece aun no atino a saber dónde estoy parado por eso mi último avatar laboral es el de empleado público.

Leo comics y veo animé. Hace años que pasé del cine arte, me cansó. De hecho, si en una película no mueren como mínimo veinte personas, no creo que valga la pena.

Alguna vez creí en Dios hasta que me volví politeísta.
Tengo algo contra el peronismo.

Soy socialdemócrata si es que eso aún significa algo para alguien.
Edición 2017: He notado que cada día soy más trosko.

Tuve algunas parejas pero – como dijo el poeta – quise más a la que más me quiso.

Casi, casi tuve hijos. Parte de esta web les está dedicada.

Como todo pobre diablo cometí errores imperdonables, traiciones, delaciones y agachadas. No me enorgullezco de ellas y las he pagado todas y cada una.

Tengo algunos problemitas de acumulación que mi psicoanalista no atina a resolver.
Edición 2015: Me pelié con mi psicoanalista y no fui más. Donde quiera que esté lo único que le deseo es que siga siendo linda.

Colecciono latitas, de aluminio, de esas multicolores que uno deja de juntar cuando abandona la adolescencia. Es un dato pero no sabría decir acerca de qué.

Siempre que paso cerca del mar lo saludo.

Dos veces me apuntaron con un arma.

Estoy a favor de despenalizar el consumo y la venta de marihuana, de la legalización del aborto y de la adopción homoparental.

Si cualquier boludo tiene un blog, este es el mío.

Me cierran el bar. Chauchas■

Contacto

Posteado el

Puede que existan razones para que alguien quiera contactarse conmigo. Sepa que si es un acreedor, solo atiendo los lunes. Ex novias con reclamos, martes y miércoles. Jefe de tesis adeudada, jueves después de las 18 hs. Vendedores de drogas, viernes. Mamá, sábados. Resto de la humanidad, domingos y feriados.